Un safari en Zambia es una oportunidad única para conocer un país todavía desconocido pero que guarda muchas sorpresas. Con grandes parques nacionales y parte de las Cataratas Victoria, que comparte con Zimbabue, Zambia es un destino sorprendente, perfecto para viajeros que quieran salir del circuito de safaris tradicional y descubrir algo nuevo, pero igualmente apasionante.

En mi opinión, Zambia no es tan popular principalmente porque ha optado por un modelo de turismo más sostenible, al estilo de Botswana. Prefieren tener pocos viajeros cada vez, con viajes más caros, para así poder preservar al máximo su riqueza natural.

De hecho, a diferencia de otros destinos de safaris en Áfricacomo Kenia o Namibia, el desarrollo de las carreteras es muy precario. Casi no hay caminos asfaltados y la mayor parte de los desplazamientos entre parques hay que realizarlos en avioneta.

Esto encarece un poco el viaje, pero también es parte de su encanto. No vas a ver grandes filas de coches haciendo el safari, sino que, aunque hagas este viaje en grupo, te vas a sentir solo o sola en mitad de la naturaleza.

A mí es un destino que me encanta y que me gustaría mucho que más gente lo conociera, porque así también podemos descongestionar otros destinos y descubrir lugares igualmente maravillosos en los que ver animales en libertad.

De hecho, una curiosidad que siempre cuento de Zambia es que fue el primer país que comenzó a ofrecer safaris fotográficos (y no de caza) en espacios protegidos. Sin embargo, ha sabido mantenerlo como un secreto al alcance de unos pocos privilegiados.

¿Qué ver en un safari en Zambia?

Cebras en Zambia

Ya te lo adelanté al introducir el artículo. Hay dos cosas principales que ver en Zambia. Una de ellas son las Cataratas Victoria, de las que ya hemos hablado como combinación con Sudáfrica desde la parte de Zimbabue.

La otra es hacer un safari en Zambia en alguno de sus parques nacionales. Aunque Zambia cuenta con 19 parques nacionales, yo voy a destacarte los tres más interesantes para el safari: South Luangwa, North Luangwa y Lower Zambezi.

Cada uno de ellos tiene una razón por la que recomiendo el safari (y te la voy a contar, no te preocupes). Si lo que queremos es ver ciudades Lusaka y Livingstone, son las dos posibles paradas.

Por otra parte, hay otros lugares que nos pueden interesar en determinados momentos del año, así que también te los voy a mencionar. Zambia tiene realmente mucho que enseñar si prestas la suficiente atención.

Cataratas Victoria

Cataratas Victoria

Por supuesto, tengo que hablarte de las Cataratas Victoria. Su nombre en lengua local es Mosi Oa Tunya, que traducido significa “el humo que truena”, por el vapor y el ruido que lanzan las cataratas al caer. Es, simplemente, un lugar impresionante.

Estas cataratas son las más grandes del mundo, solo rivalizando con las Cataratas del Iguazú. Tiene entre 60 y 120 metros de alta y una extensión de 1,7 kilómetros. Un dato curioso que se me quedó grabado es que con el agua que cae un día por las cataratas podrían beber ese mismo día 260 millones de personas (la población combinada de España, Portugal, Francia, Italia y Alemania).

Se pueden visitar desde Zambia y desde Zimbabue, así como pasar de un país a otro con un permiso especial. Generalmente, la mayor parte de los visitantes va desde Zimbabue, lo que hace que la orilla de Zambia esté más tranquila. Aun así, ya que vamos, yo recomiendo ver las dos orillas, porque es cierto que las vistas desde Zimbabue son un poquitín más impresionantes.

Para los amantes de la adrenalina, en el puente que hay entre Zambia y Zimbabue (visitable además desde los dos países), es posible hacer puenting. Otra manera de vivir las cataratas.

En temporada seca, en la zona de Zambia también es posible bañarse en las propias cataratas, concretamente en la Devil’s Pool o Piscina del Diablo. Al haber menos caudal de agua, se forma la piscina y permite el baño, mientras que cuando hay mucho caudal la piscina desaparece y no podemos bañarnos porque el agua nos arrastraría. Normalmente, la piscina se puede usar entre septiembre y diciembre, aunque dependerá del caudal del agua.

South Luangwa National Park

Leopardo en Zambia

El Parque Nacional South Luangwa fue declarado reserva protegida en 1904. Más tarde, en 1972 fue declarada Parque Nacional. Se trata de uno de los pioneros en ofrecer safaris fotográficos a principios del siglo XX, cuando la mayor parte de los safaris eran de caza.

Por supuesto, es un parque que cuenta con cuatro de los Cinco Grandes (leones, elefantes, leopardos y búfalos), especialmente conocido por su gran cantidad de leopardos, uno de los animales más esquivos de la sabana.

Con un área de más de 752 kilómetros cuadrados, está dividido en diferentes partes que podremos ver en 4×4 o a pie. De hecho, los safaris a pie son el gran atractivo de este parque, siendo pioneros en ofrecerlo. Con un guía armado para mayor seguridad, podrás ver desde el suelo a los animales salvajes.

Otro safari en Zambia único que podemos hacer en este parque es el safari nocturno. De esta manera podremos ver animales que no aparecen en los safaris de día, así como un cielo estrellado completamente único.

Generalmente, tanto el safari a pie como el safari nocturno son los dos safaris en Zambia diferenciales que hacen a la gente decidirse por este destino en vez de otros países.

Además, en esta zona podemos visitar Kawaza Village, una población autóctona donde comprar artesanía y ver cómo viven los zambianos en realidad.

North Luangwa National Park

Bebé León

Fundado también en 1972 tras ser declarado reserva en 1938, el Parque Nacional de North Luangwa, al norte del país, es el otro gran parque de safaris de Zambia. También con los Cinco Grandes, destaca por su gran tamaño con 4636 km2, formando parte del Valle del Rift, al igual que el Serengueti o Masai Mara.

En este parque también es posible hacer safaris a pie y safaris nocturnos. Además, es muy conocido por su población de rinocerontes negros, muy escasos en el resto de África.

Este parque también destaca por sus alojamientos de lujo en mitad de la sabana que ofrecen una desconexión total. Aquí no llega el WiFi ni la cobertura, aunque eso no hará que estés menos cuidado. Al contrario, te sentirás en un santuario de naturaleza en el que practicar la desconexión digital.

Lower Zambezi National Park

Lower Zambezi

Otro parque muy interesante para visitar es el Lower Zambezi National Park. Se trata del parque situado en la otra orilla del también muy conocido Parque Nacional de Mana Pools en Zimbabue.

Este parque cuenta con cuatro de los Cinco Grandes (no hay rinocerontes), así como una amplia población de hipopótamos, cocodrilos y otros animales fluviales. En este caso, lo más recomendable aquí es hacer un safari en barco y ver los animales desde el mismo.

Además de grandes mamíferos, también hay muchísimas aves, reptiles y anfibios. El Parque es Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO y destaca por ser un lugar remoto sin carreteras ni cercas. Una vez dentro del parque, podrás ir libremente y será muy raro que te cruces con otro grupo de turistas.

Se trata de un parque al que se llega fácilmente tanto desde South Luangwa como de Lusaka, la capital del país. También está fácilmente conectado con Johannesburgo (Sudáfrica), que muchas veces hace de aeropuerto de entrada a los safaris en Zambia.

Otras curiosidades que ver en Zambia

Kafue National Park

Más allá de los imprescindibles que ver en Zambia, hay otros lugares que también nos pueden interesar. Quizá el más interesante y conocido es Kafue National Park, que es el más gran del país y especialmente conocido por contar con más de 400 especies de aves, así como monos, elefantes, leopardos y leones, entre otros. Este solo este parque representa el 35% de la superficie total protegida en Zambia.

La zona de Liuwa Plains también es muy conocida por su migración de ñús durante el mes de noviembre. Es la segunda más grande del mundo, tras la Gran Migración entre el Serengueti y Masai Mara. En este caso, llegan desde Angola.

Algo más especiales son Kasanka, que en noviembre tiene la mayor migración de murciélagos del mundo o, si volvemos a las aves, los humedales de Bangwelu, con especial mención a los pájaros de pico zapato en los meses de mayo y junio.

Respecto a las ciudades, Livingstone es la más turística y la que se encuentra junto a las Cataratas, por lo que suele ser la puerta de partida para comenzar el viaje. Fue la primera capital de Zambia, hasta que fue sustituida por Lusaka. En ambas podemos encontrar museos y mercadillos, aunque no hay grandes monumentos como tal.

Mejor época para viajar a Zambia

Cataratas Victoria

Una de las claves para disfrutar del safari en Zambia es saber cuándo es la mejor época para visitar el país. Para mí está claro, la mejor época para viajar a Zambia va de abril a octubre. Se trata de la llamada estación seca, el invierno austral, que corresponde con nuestro verano en el hemisferio norte, por lo que es perfecto para pedir vacaciones.

Aunque recomiendo de abril a octubre, es verdad que en estos dos meses hay un poco de transición y puede haber alguna lluvia suelta a principios de abril y final de octubre. Por otra parte, si vamos a visitar las Cataratas Victoria es importante saber que cuánto más nos acerquemos a la temporada de lluvia, más caudal tendrá.

Es decir, van a ser mucho más impresionantes en mayo o junio que en agosto o septiembre, cuando el caudal será menor. Igualmente, como te comenté antes, si hay menos caudal podremos bañarnos en la Piscina del Diablo, por lo que todo tiene su parte positiva.

Por otra parte, para este destino la antelación es fundamental. Como pasa en Ruanda, los cupos para entrar en los parques nacionales son muy reducidos. Es decir, no puede entrar todo el mundo que quiera a hacer un safari, sino que hay un número máximo que el gobierno establece para mantener el espacio inalterado.

Aunque el número puede cambiar cada año, dependiendo de las condiciones climáticas, siempre es bastante reducido. También son reducidas las opciones de alojamiento, con lodges muy lujosos, aunque normalmente sin WiFi o cobertura, pero con pocas plazas.

Así, este no es un viaje de última hora, sino que si quieres hacer un safari en Zambia mi recomendación es comenzarlo a preparar con tiempo.

Visados y vacunas para viajar a Zambia

Chozas Zambia

Una de las ventajas de viajar a Zambia es que no requiere de visado para españoles. Bastará con tener el pasaporte en regla. Para ello, tenemos que tener seis meses de validez en el mismo, contando desde el día de la entrada en el país, así como al menos tres páginas en blanco.

Ten en cuenta, además, que te van a pedir el pasaporte en la entrada del Parque Nacional de las Cataratas Victoria, aunque ya lo hayas presentado en el aeropuerto. Así que en este caso tienes que llevarlo contigo y no puedes seguir mi recomendación habitual de dejarlo en la caja fuerte de tu alojamiento y moverte con una fotocopia. Te van a pedir el documento original.

Por otro lado, los españoles tampoco tienen vacunas obligatorias, aunque si recomendadas. Las autoridades sanitarias recomiendan vacunarse contra la fiebre amarilla, cólera (vacuna oral), tifus, tétanos y hepatitis. Para ello, yo siempre recomiendo ir a tu centro de vacunación internacional más cercano y allí tu médico te informará de todo.

Si quieres que te prepare un viaje inolvidable a Zambia, puedes consultar conmigo, estaré encantada de llevarte a este fantástico país.

Besos,

Sofía

reservas@losviajesdesofia.com

tu safari en áfrica 15 días

Dejar un respuesta

×